lml

Predicciones

In Cairotades on 12/02/2011 at 4:45 pm

La víspera del Día de la Ira, mi madre y Adrià me preguntaron qué pensaba yo que pasaría. Basándome en lo que había podido escuchar entre mis compañeros de Efe y en mis (ejem) extensos conocimientos sobre el mundo árabe, di una respuesta taxativa: “Van a salir cuatro a la calle” y para regocijo de ambos, que me van a recordar esto toda la vida, añadí: “Esto se va a quedar en nada”.

Al contrario de lo que uno piensa cuando comienza a estudiar, el periodismo es una profesión perra, precaria, mal pagada, peor reconocida y con horarios draconianos. De hecho, alguna vez he tenido serias dudas sobre si no cometí un error garrafal al elegir este oficio. No es que mis dudas se desvanecieran del todo el 25 de enero, pero sí estuve segura de algo: hacerme analista hubiera sido mucho peor.

Durante estos días mucha gente me ha preguntado “¿y ahora qué?” y yo, tras explicar que mis habilidades para ver el futuro son nulas, me he negado a ejercer de pitonisa Lola. Es probable que en los próximos días abunden en los periódicos, en Internet y en las televisiones teorías de todo tipo sobre lo que va a pasar ahora en Egipto y en el mundo árabe. Como con todo, algunas estarán fundamentadas y otras serán profundos disparates.

Ante el hecho –frustrante- de que no estoy allí para ver lo que pasa en las calles, pontifico desde mi exilio barcelonés: no tengo ni idea de lo que va a pasar en el futuro. Puede que el régimen militar se eternice, que el Ejército ponga a otro dictador en el poder, que se celebren elecciones libres y democráticas, que se celebren elecciones democráticas a secas y gobierne un títere de Estados Unidos o, esta es mi teoría favorita y también la de Mubarak: que todo esto sea una conspiración de Israel, los Estados Unidos, Hamás y Hizbulá juntos para sembrar el caos e instaurar una república islámica a la iraniana en Egipto.

Tampoco haré predicciones sobre lo que va a ser de mí en los próximos días. Podría ponerme a especular y lloriquear sobre si las personas que deciden estas cosas me dejarán volver a Egipto o decidirán que es mejor que pase el resto de mi beca en otro lugar que, sea cual sea, si no es Egipto, se me antoja deprimente. Tampoco lo haré.

Hoy es un día de celebración porque ayer triunfó la revolución. Hoy, en Egipto, la gente celebra –y sólo celebra- que por fin le han dado una patada en el culo al rais. Hoy no se plantean qué pasará mañana y yo, que con este revuelo me he impregnado un poco del optimismo arrebatador de los Egipcios, hoy también he decidido celebrar y sólo celebrar. Las preguntas ya las haremos mañana.

Anuncis
  1. Me gustaría que mañana decidan que vuelves a El cairo porque es exactamente lo quieres.
    También me alegro porque ya conoces al delegado que ha demostrado ser una persona muy humana y tus compañeras/os que también te cuidan mucho.
    Te deseo lo mejor para tu futuro profesional y personal, esperando que siempre mantengas la ilusión en el trabajo, iniciativa y colaboración con tus responsables y compañeros.
    Mucha suerte
    Mama

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: